PROGRAMA SANGRE SEGURA: DONACIONES CON  AMOR


Hoy en día la donación de sangre es una forma altruista y voluntaria de ayudar a personas que se encuentran con alguna enfermedad y necesitan de transfusiones del vital líquido.

Sin embargo, en nuestro país, el número de personas que realizan este tipo de donaciones es limitado, ya sea por enfermedades que afectan la calidad de la sangre o por razonamientos religiosos y culturales.

Tomando en cuenta estos parámetros, instituciones educativas se unen para ayudar  a través de la firma de un convenio con el Centro de Sangre Cruz Roja Salvadoreña y la Asociación de Universidades Privadas de El Salvador (AUPRIDES), con el fin de crear el Programa de Sangre Segura, para el cual se encuentran uniendo esfuerzos y motivando a la población universitaria a donar sangre de una manera voluntaria.

El objetivo principal es el poder concientizar a la población a nivel de universidades privadas y despertar en ellos el deseo de ayudar, ya que donar sangre se ha convertido en sinónimo de salvar vidas.

Es importante reconocer que existen personas que necesitan de varias transfusiones de sangre a lo largo de su vida como: los hemofílicos, niños quemados en quienes se puede utilizar el plasma de la sangre, personas que necesitan plaquetas o con niveles bajos de anticuerpos, entre otros.

Las personas que desean apoyar en esta campaña deben cumplir con algunos requisitos. Uno de ellos es haber cumplido ya la mayoría de edad, es decir 18 años, y presentar su Documento Único de Identidad (DUI). Otros requisitos para los donantes de sangre, es no haber padecido de hepatitis o anemia, no haber tenido ninguna cirugía u operación aproximadamente 6 meses antes, o no tener tatuajes o piercings recientes, debido a cualquier infección que la persona pueda adquirir.

Las principales pruebas previas a realizarse al donador de sangre son: sífilis, Chagas, VIH, anticuerpos, etc. Esto se realiza por si existe alguna incidencia o anomalía de otra posible enfermedad que sea detectada.

Las personas que no pueden donar sangre son aquellas que tienen alguna enfermedad relacionada con la sangre, que hayan convulsionado, personas diabéticas, mujeres embarazadas o que estén en la etapa de su período menstrual.

Es importante mencionar que donar sangre también tiene ventajas. Una de ellas es que fortalece a la médula ósea, ayuda a salvar vidas y puede convertirlo en donante frecuente.

 

Ver Galería